Explora la carta

Somos artesanos modernos apasionados por nuestro oficio. Preservamos recetas y velamos por el producto con honestidad y transparencia.

Prinz

Llega la frankfurt revolution


LOS INGREDIENTES

  • Frankfurt de elaboración propia
  • Queso raclette
  • Cebolla asada
  • Bacon crujiente
  • Salsa de mostaza

El frankfurt es todo un género culinario siempre abierto a reinventarse. Lo que empezó como una receta callejera, ahora lo encontramos como una propuesta gastronómica más.

 

Este invierno reinterpretamos nuestro clásico Viena con un nuevo formato y una combinación de ingredientes más moderna y atrevida. El Prinz surge de la combinación de las tendencias callejeras con ingredientes seleccionados: frankfurt de elaboración propia, queso raclette fundido, cebolla asada, bacon crujiente y salsa de mostaza. ¿A quién no le apetece probarlo?

EL PRINZ ES LA ESTRELLA DE LA CARTA DE INVIERNO (Y SERÁ LA DE INSTAGRAM).

El ingrediente principal es nuestro frankfurt, elaborado con la mejor carne de ternera y de cerdo condimentada con especias y embutida en tripa natural. Lo acompañamos con cebolla asada y queso raclette, un semicurado originario de Suiza que aporta esponjosidad a cada mordisco. Y todo ello, horneado.

Una vez fuera del horno, lo completamos con una salsa de mostaza de receta propia, dispuesta en zigzag, y añadimos el topping final: bacon crujiente, que elaboramos ahumándolo y curándolo al estilo tradicional, y que aporta un gusto inconfundible a la receta.

Pero ¿el frankfurt es de Frankfurt o es de Viena?

El frankfurt es típico de la gastronomía germánica y, en concreto, sí, de la ciudad de Frankfurt, donde ya existía la receta (de carne de cerdo) desde la Edad Media.

No obstante, la salchicha elaborada con ternera y cerdo no nació hasta el año 1805, cuando Johann Georg Lahner, un carnicero de Frankfurt, se trasladó a trabajar a la capital austriaca y creó la nueva receta combinando ambas carnes. Son los famosos frankfurters, también conocidos como salchichas de Viena.