Explora la carta

Somos artesanos modernos apasionados por nuestro oficio. Preservamos recetas y velamos por el producto con honestidad y transparencia.

Piatto di cappelletti

Il vero sapore di Bologna.


LOS INGREDIENTES

  • Cappelletti rellenos de queso ricotta y espinacas
  • Caldo de carne
  • Hojas de espinacas
  • Tomate natural pelado y cortado en dados

El origen y la historia

La región italiana de Emilia-Romaña es conocida para ser la cuna de productos tan populares como el vinagre de Módena o el lambrusco. Pero Bolonia, capital de la región, presume también de ser la ciudad de origen de la pasta in brodo, un plato menos conocido pero no por ello menos bueno.

El nombre del plato, pasta in brodo, significa “pasta con caldo” o “sopa de pasta”. Es una receta típica de la época más fría que los italianos suelen saborear con pasta rellena y que se come como plato principal. ¡Dicen que no se puede abandonar Bolonia sin haber probado antes un buen plato de pasta in brodo!

Pasta in brodo, la esencia de Bolonia.

La región italiana de Emilia-Romaña es conocida por ser la cuna de productos tan populares como el vinagre de Módena o el lambrusco. Pero Bolonia, capital de la región, presume también de ser la ciudad de origen de la pasta in brodo, un plato menos conocido pero no por ello menos bueno.

El nombre del plato, pasta in brodo, significa “pasta con caldo” o “sopa de pasta”. Es una receta típica de la época más fría que los italianos suelen saborear con pasta rellena y que se come como plato principal. ¡Dicen que no se puede abandonar Bolonia sin haber probado antes un buen plato de pasta in brodo!

Luca Violetto via Visualhunt.com / CC BY-SA

La reinterpretación del Viena

Nos inspiramos en la gastronomía de Bolonia y, concretamente, en la clásica receta de pasta in brodo para elaborar nuestro Piatto di cappelletti.

Este otoño os proponemos un plato completo a base de pasta fresca: cappelletti rellenos de queso ricotta y espinacas, y acompañados de un caldo de carne condimentado con tomate y orégano. El resultado es una combinación muy sabrosa a la que también añadimos hojas de espinacas y tomate natural pelado y cortado en dados.

El Piatto di cappelletti es una oportunidad para degustar la pasta de una manera original, combinando texturas y sabores. Es una receta completa y contundente, ideal para saborearla como plato principal.

Cappelletti, un ingrediente de leyenda

El origen de los cappelletti se remonta al siglo xiii, una época en que los sirvientes que trabajaban para las familias nobles aprovechaban la carne sobrante para elaborar un relleno: la ponían dentro de una lámina de pasta hecha con harina y huevo que luego cerraban haciendo un nudo.

¡Pero ya sabéis que los italianos tienen historias para todo y los cappelletti no podían ser menos! Por eso hay otra leyenda que relaciona su origen con la mitología. Se dice que durante una batalla entre Módena y Bolonia, los dioses Marte, Venus y Baco bajaron a la tierra para ayudar al pueblo. Al final de la jornada fueron a descansar a una posada de la localidad de Castelfranco Emilia, en la provincia de Módena. Al día siguiente, Marte y Baco volvieron a la batalla, pero Venus se quedó en la posada para descansar. Mientras se relajaba con un baño en su habitación, el posadero fue a espiarla y se quedó tan fascinado por su belleza y la perfección de su ombligo que bajó a la cocina y trató de hacer la forma del ombligo con un trozo de pasta.

RICOTTA. YASHIMA VIA VISUALHUNT / CC BY-SA

Una oportunidad para saborear la pasta rellena de una manera original.

Ricotta, el queso que nace durante la elaboración de otro queso

La palabra ricotta en italiano significa “cocinado dos veces”. Este queso se elabora con el suero lácteo obtenido durante la elaboración de la mozzarella y el provolone. De ahí deriva su nombre, ya que en realidad el suero se cocina dos veces. Es un ingrediente clave de la gastronomía italiana que se emplea tanto en postres como en platos salados, como acompañamiento para la pasta o como ingrediente para rellenarla. Tradicionalmente, la ricotta se elabora con leche de varios tipos, como oveja, vaca, cabra o búfala y, además, también las hay saladas o cocinadas al horno. La variedad que utilizamos en Viena se elabora con leche de vaca pasteurizada.

Como tiene un sabor muy suave, la ricotta se suele combinar con otros ingredientes, como las espinacas. Las espinacas, que son tiernas y de un gusto ligeramente ácido, ligan a la perfección con la dulzura y melosidad de la ricotta. También hay otros ingredientes que combinan muy bien con ella, como las almendras, la canela, la nuez moscada o los tomates.